miércoles, 30 de octubre de 2013

El primer beso.

Todos arman gran alboroto. "El primer beso", "Mi primer beso", "Tu primer beso". Y què?
El primer beso en general, no creo que sea algo tan especial, a menos que ocurra con la persona que realmente te gusta mucho. Pero como casi siempre ocurre en la adolescencia, lo de "que realmente te gusta mucho" se puede poner un poco en duda, porque a esa edad, tendemos a exagerar un poco las cosas o ser un poco(bastante) borde con nuestros sentimientos.
Hay que ver, cuando uno ya està maduro, si ese primer beso fue tan especial como realmente lo creíamos en aquellas épocas.
Si yo me fuera unos...14 años atràs a recordar mi primer beso(fue a los 15), les diría que no fue la gran cosa. pero en aquél entonces, había sido "lo más" (qué bobada!).
Ni fue la gran cosa, ni nada por el estilo.
Hoy en día tengo otro punto de vista.
Yo creo que el verdadero primer beso llega un poco más tarde. No en nuestra adolescencia sino, cuando estamos un poco más creciditos.
Es que, justamente cuando crecemos, dejamos de sorprendernos por todo y en definitiva, hablando pronto y mal...dejamos de ser tan pajeros.
Entonces, si siendo más grandecitos, aparece alguien que nos quita el aliento...bueno, ahí sí.
Cuando usted(señorita-señorito o miti miti), le de un beso a esa persona, va a sentir que ESE es su primer beso.
Imagínese: usted se ha pasado muchos meses "gustando" de "X" persona, quizás años....quizás esa persona incluso le haya gustado desde su adolescencia, pero nunca se animó a decirle nada o directamente, no le dio bola.
Bueno, ahora supongamos que un buen día usted se pone los huevos en su lugar y le dice a esta persona lo que siente(o, si usted no quiere ir tan directo al grano, supóngase que primero invita a esta persona a salir y ahí se lo dice).
Bien. Ahora supongamos que finalmente usted y esa persona se van a besar. Se miran, frente a frente, usted acaricia sus mejillas, sus cabellos, mira a esa persona, con emoción, porque no puede creer que finalmente la tenga a su lado. Toma sus manos, se acerca suavemente. Sus pupilas se dilatan, su corazón se acelera, su estómago se siente como, si en vez de tener mariposas tuviera, directamente, una manada de dinosaurios dentro. Sus piernas tiemblan y apenas puede mantenerse en pie.
No se hablan, porque el silencio es perfecto. El tiempo se detiene.
Sus labios se juntan finalmente y usted siente una descarga eléctrica que le recorre todo el cuerpo....
¡Felicitaciones! Está usted frente a su primer beso.
Puede que en su adolescencia, el primer beso que dio se haya sentido así (lamentablemente, no es mi caso). Puede que haya sido así.
Pero si usted, a su edad(no sea cabrón, no se quite años y admita la edad que tiene), estimado caballero y estimada damisela en apuros, vuelve a  sentir esto, si es capaz de sentirlo...entonces permítase creer que sin dudas, ha vuelto a tener su primer beso.

Yo aún sigo esperando. He sentido algo similar, pero no ha sido tan intenso. Pero cuando logre sentir todo ese combo(completo), sabré que estoy no sólo ante mi primer beso sino además, frente al amor de mi vida.
Suena cursi, no? Bueno...no podían esperar otra cosa de mí...
Publicar un comentario